Las mejores Reflexiones para la vida

Psicología, Reflexiones

Conoce los 8 principales rasgos de aquellos que disfrutan la soledad

En la sociedad existe una minoría que prefiere prescindir de la compañía de otras personas. A estos amantes de la soledad generalmente se les ve como seres ermitaños, raros, asociales y hasta se puede pensar que poseen algún tipo de problema psicológico que les impide interactuar con los demás.

Pero estamos seguros que estas personas solitarias están lejos de padecer algún desorden mental, de hecho son totalmente normales y a diferencia de los demás, están en contacto frecuente con su propio ser. Esto les permite ser mucho más conscientes de sus gustos, emociones y hasta de las intenciones de quienes los rodean. Son muy honestos, no fingen ni mienten sobre sus sentimientos y, por sobre todas las cosas, no toleran la mala energía de personas de mal corazón. 

Las personas que disfrutan de la soledad tienen una personalidad muy definida que los convierte en seres muy valientes y experimentados, a continuación te traemos los 8 principales rasgos que caracterizan a los solitarios:

  • Independientes: no necesitan de otras personas para satisfacer sus necesidades. Conocen a la perfección sus capacidades y también sus debilidades, a partir de esta introspección saben lo que pueden lograr. Sus pocas relaciones afectivas no les generan ningún tipo de apego, por eso no necesitan la aprobación de los demás para llevar a cabo algún plan.
  • Mente en equilibrio: mantienen una relación estable entre sus emociones, sus pensamientos y sus acciones. No pierden el control ante las dificultades, encontrando la solución más acertada para resolver cualquier conflicto.
  • Llenos de amor propio: se toman el tiempo necesario para desarrollar sus habilidades y su espiritualidad encontrando así el camino al éxito. 
  • Desapegados: quien gusta de la soledad no es incapaz de amar, al contrario sabe a quién abrir su corazón. Sin embargo, no siente apego por aquellos a los que ama, pues la libertad es primordial, así que si alguien no está bien a su lado puede irse sin sufrimientos, ni culpa.
  • Muy selectivos: tienen un número muy reducido de amigos, pero cada uno fue seleccionado por sus cualidades y también por compartir la misma filosofía de vida.
  • Empáticos: conocen a la perfección sus emociones y, por ello, son capaces de colocarse en los zapatos de otra persona sin problema. Comprenden fácilmente el sufrimiento y la alegría sin juzgar o señalar con el dedo.
  • No se sienten solos: ellos mismos son su mejor compañía. No se sienten tristes ni rechazados por permanecer solos, de hecho son muy buenos conversando y también lo son escuchando las palabras y el silencio. Saben apreciar el compartir con otras personas, pero saben que la relación más importante es con su alma.
  • Crecimiento intelectual: las personas que aman la soledad son mucho más inteligentes, para ellos es más importante aprender, leer, el arte y la música, que asistir a eventos sociales o conocer nuevas personas.

¿Eres una persona solitaria? ¿te identificas con algunas de estas características? Escribe abajo toda tu experiencia y comparte en tus redes este artículo.

Deja un comentario

Tema creado por Anders Norén